La Gaceta Oficial indica que todas operaciones que tengan que ver con débitos contra las cuentas bancarias y los pagos que se efectúen en el sistema financiero.

Las operaciones en el mercado bursátil no serán gravadas por el Impuesto a las Grandes Transacciones Financieras (IGTF).

El texto oficial de la reforma establece en su artículo 3 cuáles serán las operaciones que se graven.

Constituyen hechos imponibles de este impuesto:

  1. Los débitos en cuentas bancarias, de corresponsalía, depósitos en custodia o en cualquier otra clase de depósitos a la vista, fondos de activos líquidos, fiduciarios y en otros fondos del mercado financiero o en cualquier otro instrumento financiero, realizados en bancos y otras instituciones financieras.
  2. La cesión de cheques, valores, depósitos en custodia pagados en efectivo y cualquier otro instrumento negociable, a partir del segundo endoso.
  3. La adquisición de cheques de gerencia en efectivo.
  4. Las operaciones activas efectuadas por bancos y otras instituciones financieras entre ellas mismas, y que tengan plazos no inferiores a dos (02) días hábiles bancarios.
  5. La transferencia de valores en custodia entre distintos titulares, aun cuando no exista un desembolso a través de una cuenta.
  6. La cancelación de deudas efectuadas sin mediación del sistema financiero, por el pago u otro medio de extinción.
  7. Los débitos en cuentas que conformen sistemas de pagos organizados privados, no operados por el Banco Central de Venezuela y distintos del Sistema Nacional de Pagos.
  8. Los débitos en cuentas para pagos transfronterizos