Las nuevas sanciones de Trump complican el cumplimiento de pago a los proveedores y contratistas, lo cual a su vez afecta las operaciones de la estatal petrolera venezolana

Empresas extranjeras asociadas a la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) expresaron su preocupación por las medidas recientes de la administración de Donald Trump, quien ordenó congelar todos los bienes de Venezuela que se encuentren en Estados Unidos (EEUU).

“Hay pánico entre las petroleras por cómo va el gobierno de Estados Unidos a interpretar la nueva orden ejecutiva, ya que puede llevar a sanciones secundarias, no aún al nivel de Irán, pero cerca”, indicó una fuente consultada por Reuters.

Otra fuente manifestó su preocupación por un posible “sobrecumplimiento” por parte de instituciones financieras a partir de la aplicación de estas medidas, al participar en operaciones vinculadas a Pdvsa; situación que complica el cumplimiento de pago a los proveedores y contratistas, lo cual a su vez afecta las operaciones de la industria petrolera venezolana.

La agencia agrega que existe la posibilidad de que socios y clientes de Pdvsa soliciten al Departamento del Tesoro de Estados Unidos, que les aclaren los detalles sobre esta nueva orden o incluso eximan a las empresas con el objetivo de garantizar que sus actividades no se vean afectadas.