El Centro Sambil en Caracas recibió a cientos de venezolanos en busca de sus ofertas en el denominado “Viernes Negro”

Por segundo año consecutivo desde el Centro Sambil se llevó a cabo el denominado Black Friday, una fecha en donde toda la mercancía es rebajada de acuerdo a los precios que establezcan los comerciantes en cada local.

Esta iniciativa fue adelantada una semana antes debido a la pandemia del coronavirus que sigue trastocando al mundo y además por el esquema 7 x 7 establecido por el gobierno de Maduro.

Desde las 7 am el Centro Sambil de Caracas abrió sus puertas para recibir a los visitantes quienes se concentraron en los alrededores para realizar largas colas y adquirir productos de tecnología, ropa, calzados, entre otros.

Cabe destacar que la actividad se llevó a cabo bajo estrictas normas de bioseguridad implementadas por el centro comercial y haciendo hincapié en la utilización del tapaboca, el debido distanciamiento social, y todo lo necesario para mantener la seguridad de los asistentes.

El aforo de personas por tienda era marcado de acuerdo a los metros cuadrados sumados con la cantidad de muebles existentes en el local, según nos informaron trabajadores del lugar.

Comerciantes del Sambil destacaron la importancia de esta actividad en una época donde la economía se encuentra tan tocada debido a la pandemia y en Venezuela particularmente por distintos temas. “Vemos esto como una oportunidad, teníamos meses en los que no veíamos el centro comercial lleno, esperamos que los números finalmente nos salven un poco”, señaló a Contrapunto uno de los comerciantes del lugar.

“Vemos una luz al final del túnel, hoy los comerciantes le estamos echando bola para poder llevar el sustento a nuestros hogares y nada mejor que esta iniciativa en plena pandemia”, subrayó.

La variedad de productos era sumamente amplia, en las tiendas de tecnología por ejemplo, los descuentos mayormente eran de 20%, en ropa y calzado pasaban de 20, 50 y hasta un 70%.

Preguntando a los comercios acerca de la prolongación de la actividad, aclararon que el centro comercial solo iba a realizarla este viernes 20 de noviembre, sin embargo algunos de lo dueños de locales afirmaron que dejarían los precios en rebaja hasta el día sábado 21 de noviembre, dependiendo como fluya la actividad.

De igual manera cabe destacar el orden dentro del centro comercial en donde se encontraban cerca de 30 personas que guiaban a los asistentes y estaban pendientes de que se cumplieran todas las normas.

Los caraqueños vivieron otro momento de esparcimiento dentro una pandemia que ha sido muy difícil de sobrellevar para muchos y en donde tuvieron la oportunidad de vivir por adelantado los descuentos prenavideños en una época que tocara vivirla en una realidad totalmente diferente.