Un informe presentado por el sindicato generalista GMB señaló que la salida de la UE “representaría el cambio más significativo para la economía escocesa en toda una generación”

Un estudio del sindicato generalista GMB advirtió este lunes que el brexit podría generar un declive económico e industrial en Escocia del que tardará en recuperarse, debido a la dependencia de sus exportaciones a la Unión Europea.

De acuerdo con el análisis, al menos 144.000 empleos se relacionan con las exportaciones de Escocia al bloque.

Foto: EFE

El informe elaborado por el Instituto Fraser of Allander y encargado por el organismo sindical, constató que en 2015 casi 4% del empleo en Escocia, excluyendo la administración y la defensa, estuvo conectado con el comercio con la UE.

Esta proporción fue significativamente mayor en algunos sectores, como el de la manufactura, donde más del 14% de los empleos están directamente vinculados a las exportaciones que tienen como destino los países comunitarios y las de los productos eléctricos, ópticos y de computación, cuya cifra supera el 23%.

En la industria del petróleo refinado y los productos químicos y farmacéuticos los datos prácticamente alcanzan el 30%.

Foto: EFE

El informó destacó que dejar la UE “representaría el cambio más significativo para la economía escocesa en toda una generación” y que podría haber “un impacto negativo significativo en la producción económica y los empleos a largo plazo en Escocia en comparación con un escenario en el que el Reino Unido permaneciera en la UE”.

Como principal socio comercial internacional de Escocia, a la UE se destinaron en 2017 más del 45% de las exportaciones internacionales por casi 15.000 millones de libras (más de 17.000 millones de euros) en bienes y servicios vendidos al bloque común.

Si bien el informe señaló que esto no significa que tras el abandono de la UE por el Reino Unido estos trabajos vayan a perderse, sí pueden verse afectados en función del tipo de acuerdo que rija la futura relación, si finalmente el Reino Unido y los Veintisiete cierran un pacto.

“La interdependencia económica y de empleo de Escocia con la UE en realidad ha aumentado e, independientemente de la forma en que se produzca la retirada del Reino Unido al final, será perjudicial para los empleos y la prosperidad en todo el país”, afirmó el secretario general de GMB, Gary Smith.

Añadió que las consecuencias se podrán medir en términos de “desinversiones, despidos y cierres en toda Escocia, una nueva era de declive económico e industrial que se consolidará en los próximos años y que llevará toda una generación en recuperarse”.