El economista detalló que un conjunto de actividades ilícitas para el 2020 “representan un aproximado de 8.300 millones de dólares, lo cual es equivalente al 20% del PIB en Venezuela”

El director de Ecoanalítica, Asdrúbal Oliveros, explicó que pese a la realidad de las sanciones sobre el gobierno de Nicolás Maduro, la administración del mandatario mantiene actividades e ingresos bajo perfil, es decir, “hay mucha opacidad y poca transparencia” que le permite movilizarse financieramente.

El especialista en economía, detalló que en las estimaciones para transparencia internacional sobre cuantificación de la economía negra, un conjunto de actividades ilícitas para el 2020 “representan un aproximado de 8.300 millones de dólares, lo cual es equivalente al 20% del Producto interno Bruto (PIB), en Venezuela”, señaló Oliveros durante el encuentro de Conversa para Venezuela, a través de la plataforma YouTube.

“Una de las características que ha provocado las sanciones al gobierno venezolano, es que ha profundizado la opacidad para un gobierno que ya era bastante opaco en el manejo de sus fondos (…) Hoy desde el punto de vista de ingreso, el Estado está en una posición mejor, peor que hace seis años pero mejor que hace un año”, indicó el economista.

En este sentido asegura que cuando los especialistas revisan “las datas del crudo que se está produciendo, exportando, los precios del petróleo, la extracción de oro y de otros metales, el gobierno tiene mayores recursos pero no está del todo claro que es estos se puedan mover bajo el paraguas del sistema financiero internacional”, dijo Oliveros.

Además, aseveró que existen muchos mediadores financieros y asegura que por ello el gobierno de Maduro tiene importantes costos transaccionales para movilizarse.

Finalmente, agregó que las restricciones por las sanciones son reales y “abren la posibilidad para la opacidad, corrupción y para que los actores intermediarios se queden con un tajada de estos recursos, sin que esto signifique una mejor provisión de bienes y servicios a la sociedad”, concluyó Oliveros.