En el estadio Charlety de la capital francesa, Rojas tendrá entre sus principales rivales a la cubana Liadagmis Povea y la jamaicana Shanieka Ricketts

La venezolana Yulimar Rojas, reciente campeona panamericana y vigente campeona mundial de triple salto, será el sábado una de las principales estrellas de la reunión de atletismo de París, duodécima cita de la Liga de Diamante, a casi un mes del Mundial de Doha (27 septiembre-6 octubre).

En la última de las reuniones antes de las dos tandas de finales del circuito (Zúrich el 29 de agosto y Bruselas el 6 de septiembre), Rojas será la grandísima favorita a la victoria en su prueba, reforzada por la ausencia por lesión de su gran rival, la colombiana Caterine Ibargüen.

En los recientes Juegos Panamericanos de Lima, Rojas asombró consiguiendo una nueva plusmarca personal, 15,11 metros, que es además el mejor resultado de este 2019.

“Yo me supero. Tengo las habilidades de poder superarme en cada salto”, afirmó tras su éxito en la capital peruana.

Había conseguido la decimosexta mejor marca de la historia y Rojas, de 23 años, continúa con su impresionante progresión en busca de nuevos éxitos y de poder batir próximamente el récord del mundo, que ostenta desde 1995 la ucraniana Inessa Kravets con 15,50 metros.

En el estadio Charlety de la capital francesa, Rojas tendrá entre sus principales rivales a la cubana Liadagmis Povea y la jamaicana Shanieka Ricketts, que han llegado en ambos casos a 14,77 metros este año.