Dos diseños, uno del consorcio italo-americano Manica-Cmr Sportium con 16 mil rostros de hinchas alrededor de las fachadas y el césped del actual estadio en el techo de un centro comercial, el otro, del estudio americano de arquitectos Populous, recordando el Duomo con un juego de vidrios y luces

El futuro de Inter y Milan comienza a tomar forma. Los clubes presentaron los dos proyectos finalistas para la construcción del estadio que sustituirá el Meazza y los planes para la remodelación de la entera área de San Siro, un multimillonario proyecto de 1,2 millardos de euros. Antes del 10 de octubre tendrá que llegar la respuesta de la alcaldía de la ciudad sobre la declaración de pública utilización del proyecto; a partir de eso, Inter y Milan tendrán que elegir entre los “Anelli di Milano” (Anillos de Milano) el estadio del consorcio italo-americano Manica-Cmr Sportium y la “Cattedrale” de los americanos Populous. Dos estructuras hermosas y divertidas.

Gli Anelli di Milano

“El futuro es ahora, cada leyenda necesita pasar el testigo a las futuras generaciones”, estas las palabras del video de presentación del primer proyecto. El estadio de Manica-Cmr Sportium, se muestra como dos anillos que parecen estar suspendidos en el aire y que se entrelazan, manteniéndose en direcciones opuestas; representando los dos equipos, decididos a apuntar hacía el futuro.

La conservación del campo del Meazza sobre el techo de la zona comercial, donde todos podrán jugar, es la manera para no olvidar el estadio de hoy. Las caras de los 16 mil hinchas alrededor de las fachadas del estadio será una de las cosas más novedosas. “San Siro tiene un ambiente increíble – explicaba Davide Manica -, nosotros queremos crear una aún más.” Los hinchas estarán más cercanos al campo, haremos un estadio que cambia de cara y colores, no sólo por las luces. un proyecto para la gente.

Proyecto Americano

Populous responde con el estadio paralelepípedo que evoca las agujas del Duomo y cambia de colores y cara, gracias a un juego de vidrios y luces. “Un estadio inspirado en Milano -dicen los americanos- no sólo en el Duomo y en la Galleria Vittorio Emanuele, también en el presente arquitectónico de la ciudad. El Meazza es un símbolo, queremos que nuestro estadio sea inmediatamente reconocible, sea histórico pero también futurista: queremos que se convierta en un ícono”.

En esta caso, el el campo del Meazza no está, pero el museo del histórico estadio surgirá, justamente, donde se encuentra el campo hoy en día.

Ahora es el momento de decidir, para ambos equipos, cual será su nueva casa.