Los dirigidos por Zinedine Zidane, lograron empatar como visitantes. En un partido electrizante, donde el charrúa Valverde fue el MVP.

La rivalidad entre el Real Madrid y el Valencia CF, siempre es de partido grande, de cita futbolística entre pesos pesados. Los últimos encuentros entre “Merengues” y “Ches” han sido de pasión, máxima concentración y lucha hasta el último segundo.

En esta ocasión, el equipo de la capital de España llegaba a Valencia con la intención firme de sumar 3 puntos, para buscar El Clásico contra el FC Barcelona como líder de La Liga, luego de que el equipo Culé empatara este pasado sábado, en Anoeta contra la Real Sociedad.

El local recibía al Madrid, con miras a ratificar su momento y con un Albert Celades, queriendo dar un golpe sobre la mesa acerca de los comentarios que han surgido desde su nombramiento como entrenador del equipo “Che”.

Un Real Madrid, que salió con el típico 4-3-3 de Zidane, con la novedad del brasileño Rodrygo como titular, Federico Valverde desde el inicio por encima de Casemiro e Isco como parte del tridente de ataque. El Local se presentó con Rodrigo Moreno, como principal argumento goleador y con el sereno Dani Parejo, como capitán.

El partido se presentó con intensidad y garra desde el segundo uno. Los que asistieron a Mestalla, se deleitaron con un espectáculo futbolístico digno de la lucha por un título; que será una realidad el próximo 8 de enero cuando ambos equipos se enfrenten por la Supercopa de España.

El encuentro se resumió en un ida y vuelta constante entre ambos equipos, con mucho roce y velocidad, donde el Valencia mostraba ser un poco más peligroso y el Madrid se mantenía ordenado gracias a un partidazo por cortesía del uruguayo Federico Valverde, considerado el Jugador Más Valioso del encuentro a pesar de salir sustituido en los minutos finales del partido.

Al minuto 78, el Valencia comienza a tejer una jugada de ataque con mucha velocidad y varios hombres en el área del Madrid, donde Wass desbordó por la banda derecha, para enviar un pase rasante hacia el punto penal y apareciera totalmente solo Carlos Soler para poner al Valencia por delante en el marcador.

En la última jugada del partido, al minuto 90+5, desde un saque de esquina, donde todo el Madrid estaba volcado al ataque (incluído el portero), Toni Kroos coloca el centro en el área, Courtois logra cabecear por encima de todos, Doménech rechaza el testarazo del belga y luego de que el balón paseara entre una multitud de piernas que no lograron despejarla ni meterla en la portería Che. Karim Benzema, aparece frente al primer palo, con una definición hacia arriba y con violencia para sellar el empate y llevar al Madrid líder (junto al FC Barcelona) a la cita contra el equipo catalán este miércoles 18 de diciembre.