La amazónica se impuso por waza-ari en el combate por el tercer puesto a la joven francesa de 21 años Sarah-Léonie Cysique, quien disputaba su primer Mundial

La vigente campeona olímpica de judo en la categoría de -57 kilogramos, la brasileña Rafaela Silva, se colgó este martes el bronce en el Mundial que se disputa en Tokio.

Este bronce es la primera medalla de Brasil en el Mundial-2019 de Japón y supone un nuevo metal para Silva, quien a principios de agosto conquistó su primer oro panamericano en Lima-2019, al derrotar en la final a la dominicana Ana Rosa, por ippon, y presea que sumó a la plata de Guadalajara-2011 y el bronce de Toronto-2015.

Con información de AFP