Perú cerró su estreno en la Copa América de mal humor. Con la pólvora mojada, Paolo Guerrero y compañía aceptaron a regañadientes un empate sin goles ante Venezuela que prometen dejar atrás alcanzando una nueva dimensión ofensiva ante Bolivia

Los lamentos por los dos goles anulados a instancia del VAR el sábado quedaron en el pasado. El equipo peruano resaltó las oportunidades de gol generadas, pero el empate lo deja en la cuerda floja.

El empate “nos obliga a ganar” contra Bolivia, soltó Paolo Guerrero tras el debut.

El ‘Depredador’ se fue “molesto” del estadio Arena do Gremio, en Porto Alegre, y advirtió que el equipo debe “seguir corrigiendo errores” para asegurarse seguir con vida en la Copa.

Guerrero, que dejó atrás 14 meses de suspensión por dopaje en abril, se fue en cero de la ciudad que lo disfruta cada fin de semana con la camiseta del Inter. Con 11 tantos en la Copa, el delantero es el jugador activo más goleador del torneo continental.

Pero el combinado peruano tiene más argumentos en la bolsa para ir ante Bolivia. Jefferon Farfán y André Carrillo, que vio escasos minutos de acción contra Venezuela, son otras de las armas ofensivas del equipo guiado por Gareca.

“El equipo estuvo bien el último partido ofensivamente, (pero) vamos a tener que crear más chances de gol, ser más fuertes en la zona ofensiva y en la zona media”, consideró Carrillo, al finalizar la práctica de este domingo realizada en Porto Alegre.

Horas antes de viajar a Rio de Janeiro, donde el martes enfrentarán a Bolivia, Carrillo aseguró que una de las llaves del duelo será “trabajar tácticamente bien para llegar” al triunfo necesario para seguir luchando por el pase a cuartos de la Copa.

Más allá de creer que su equipo mereció ganar ante la Vinotinto, Gareca admite que cada partido merece su trabajo y que falta camino por recorrer para que Perú alcance su rendimiento optimo.

“Todavía estamos intentando tener mayor claridad, creo que lo vamos a ir logrando en el correr de los partidos”, aseveró el DT tras el debut copero.

A cada partido “hay que trabajarlo, hay que jugarlo” así que la evolución debe verse el martes en el Maracaná.

Por el Grupo A, Perú y Venezuela con un punto cada uno escoltan a Brasil que confirmó su favoritismo con un 3-0 ante Bolivia en el arranque de la Copa.

Pese al empate, Gareca busca seguir haciendo historia con Perú. En la pasada Copa del Mundo disputada en Rusia el entrenador argentino devolvió al combinado a un Mundial tras 36 años de ausencia.

Con información de AFP