“Si de algo soy responsable de Diego fue de amarlo, de cuidarlo, de extenderle la vida y mejorarla hasta lo último. De eso soy responsable”, aseguró el médico de Diego Maradona, Leopoldo Luque, tras el allanamiento de su consultorio

Leopoldo Luque, médico de Diego Maradona y cuyos consultorio y casa fueron allanados este domingo 29 de noviembre, aseguró que hizo “lo mejor” que se pudo por el exfutbolista, pero aclaró que no era el responsable de su salud y que ‘el Diez’ decidía por sí mismo.

“Estoy absolutamente seguro de que hice lo mejor con Diego, lo mejor que se podía”, afirmó el médico en una rueda de prensa tras los allanamientos en su casa en la periferia sur de Buenos Aires y su consultorio en la capital.

Luque, que adelantó que podría presentarse en forma espontánea ante la Justicia para prestar declaración si no es citado antes, aclaró que no era el médico de cabecera del exfutbolista sino un neurocirujano que era su “amigo”.

Maradona, que padecía problemas de adicción al alcohol, fue ingresado en una clínica de La Plata el 2 de noviembre por un cuadro de anemia y deshidratación y un día después a un sanatario de Olivos, donde poco después de llegar fue operado por un hematoma subdural en la cabeza.

El día 11 recibió el alta médica y se trasladó a una casa en un barrio privado de las afueras de Buenos Aires, donde falleció el pasado miércoles por un paro cardíaco.

“Si de algo soy responsable de Diego fue de amarlo, de cuidarlo, de extenderle la vida y mejorarla hasta lo último. De eso soy responsable. Yo hice lo imposible para eso”, dijo Luque, entre lágrimas.