Las conversaciones se han centrado en una temporada que comenzará antes de Navidad y se extenderá hasta finales de julio o principios de agosto del 2021, seguida del sorteo universitario y la agencia libre

El comisionado de la NBA, Adam Silver, y la junta de gobernadores trabajan sobre la opción de no comenzar la temporada hasta el próximo mes de diciembre, de acuerdo a la información ofrecida por varias fuentes cercanas a la liga.

La decisión final del plan que fue defendido desde el principio por Silver, se tendrá en los próximos días, al margen de lo que suceda con la reanudación de la competición de lo que resta de la temporada del 2019-20, que fue suspendida el pasado marzo debido a la pandemia del coronavirus.

“Las últimas conversaciones han reflejado un gran avance en la planificación de la NBA de cara a la próxima temporada mientras se evalúa permanentemente el desarrollo de la pandemia del coronavirus en Estados Unidos” afirmó Silver.

De igual forma, apuntó que para la NBA el objetivo principal de retrasar el inicio de la próxima temporada se centra en la capacidad de ganar más tiempo de cara a que los aficionados puedan volver a los campos y presenciar los mejores partidos, aunque todavía no hay planes inminentes para tomar una decisión sobre el calendario, que se discutirá en próximas reuniones.

De comenzar la temporada del 2020-21 en diciembre para nada garantiza que vaya a ver aficionados en las gradas de los campos, pero sí será más probable en el próximo mes de marzo del próximo año.