La elección de la nueva Junta Directiva de la Liga Profesional de Baloncesto (LPB) fue diferida para realizarla próximamente en Asamblea Extraordinaria. Por los momentos, Alinson Chacón se mantiene en funciones: “Por el bien del baloncesto, la LPB debe continuar”, expresó el dirigente.

Los miembros de la LPB aprobaron, si se cumplen los requisitos formales y legales, y las condiciones del país, en función del desarrollo de la pandemia, la realización del próximo torneo del circuito, con inicio tentativo para el último trimestre del año en curso. De lo contrario, retomar la competencia en el 2021.

La LPB exhortó a sus socios a resolver los problemas financieros, administrativos y reglamentarios que puedan estar presentando a la fecha.

Por igual, la asamblea consideró la propuesta de cinco franquicias LPB que manifestaron su intención de participar en la Superliga.

Con información de Meridiano