Alfredo Naranjo mostrará una obra en la que conviven el rigor de la escuela de música con el sabor que se consigue en las esquinas de las ciudades del Caribe

Suite para Vibráfono y Orquesta es la obra que este sábado 11 de junio presentará Alfredo Naranjo junto a la Sinfónica Simón Bolívar dirigida por el maestro Alfredo Rugeles en el Centro Nacional de Acción Social por la Música a las 4 de la tarde.

Se trata de una obra compuesta por Naranjo, en principio, para grupos pequeños y que ha sido adaptada para la orquesta por el percusionista José Alejandro García.

Alfredo Naranjo, nacido y criado en la caraqueña Parroquia Coche, entre música latina, baloncesto y un núcleo del Sistema Nacional de Orquestas, ha sabido armonizar su esencia venezolana y caribeña con el conocimiento de la música académica. Ha conseguido una mágica fusión en su trabajo.

Naranjo ha sabido caminar con pie firme las veredas de la salsa. También ha cultivado el campo florido de la música venezolana desde el seis por ocho con todas las variaciones del joropo, pasando por los melodiosos valses, hasta adentrarse en la fuerza de los tambores de la costa venezolana.

Con la misma disciplina, personalidad y buen gusto, se sumerge en las aguas untuosas del jazz latino y es capaz de interactuar con Arturo Sandoval, Orlando Poleo, Luisito Quintero, Andy Durán, Aquiles Báez y Victor Mestas.

Vibráfono Sinfónico

Naranjo presentará una obra compuesta de tres partes que comienza, como él mismo describe, con un “andante con mucho contenido melódico”.

En desarrollo de la suite sigue “un adagio y después un allegro donde veremos la integración de la música latino-caribeña en conjunción al tratado sinfónico”.

Naranjo ha dicho que la primera parte alude a su formación académica, la segunda es más intimista porque fue compuesta para su hijo y el cierre es la convivencia de todas las influencias que han cincelado el trabajo que le ha mostrado al mundo.

“Esta es una obra escrita para ensambles pequeños y la adaptación para orquesta la hizo el joven percusionista José Alejandro García, lo cual me tiene muy emocionado. Tenemos el honor de tener al maestro Alfredo Rugeles en la conducción de la Sinfónica Simón Bolívar, es algo que me alegra porque nos une una amistad de mucha admiración. En la tercera parte de la obra actuarán como invitados especiales Willy Díaz en la batería, Miguel Chacón en el bajo y Eddie Pérez en la guitarra”, señala Alfredo Naranjo.

La cita es este sábado Centro Nacional de Acción Social por la Música a las 4 de la tarde, en las inmediaciones de la estación del Metro Colegio de Ingenieros.