Para el traslado es necesaria la intervención de un helicóptero, debido a que muchos sitios son inaccesibles vía terrestre

La Dirección del Parque Nacional Galápagos (DPNG) informó este martes 1 de octubre que 309 tortugas de las especies Chelonoidis guntheri y Chelonoidis vicina serán llevadas desde el Centro de Crianza Arnaldo Tupiza Chamaidán, hacia sus poblaciones de origen, en el sur de la isla Isabela del archipiélago ecuatoriano de Galápagos.

Los reptiles pertenecen a las camadas de quelonios que nacieron en cautiverio entre los años 2012 y 2015, pero ahora tienen la edad y tamaño necesario para ser devueltas a su hábitat natural, “sin riesgo de que sean depredadas por especies introducidas como cerdos salvajes y ratas”.

Antes de ser liberadas, las tortugas pasan por un largo proceso de cuarentena, que incluye la eliminación de semillas de su tracto digestivo, exámenes de laboratorio para confirmar el buen estado de salud y marcaje con microchip para su posterior identificación.

Esta actividad forma parte de la Iniciativa para la Restauración de las Tortugas Gigantes (GTRI por sus siglas en inglés).

Las islas Galápagos fueron catalogadas en 1978 como Patrimonio Natural de la Humanidad por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

El archipiélago de Galápagos, está situado a mil kilómetros de las costas continentales de Ecuador.