Señaló el ministro de Relaciones Interiores que las mafias colombianas han obtenido ingresos de más de 20 millones de dólares mensuales, producto del contrabando de extracción de hidrocarburos

El ministro de Relaciones Interiores, Justicia y Paz, Néstor Reverol, informó este martes 3 de septiembre el desmantelamiento de una organización delictiva que operaba en la planta de generación termoeléctrica Táchira en La Fría, la cual contrabandeaba combustible hacia la república de Colombia.

Informó Reverol que hay 17 funcionarios detenidos: 5 de Corpoelec, incluyendo el jefe de planta; 10 de Pdvsa y 2 de la Guardia Nacional por los delitos de contrabando agravado de hidrocarburos, asociación para delinquir y corrupción propia.

Asimismo, señaló el ministro que solicitó al Ministerio Público incautar los bienes, propiedades y cuentas de los integrantes de esta organización criminal.

Reverol explicó que el modus operandi para la extracción de combustible se iniciaba con la solicitud de 12 cisternas de combustible diarias en la termoeléctrica La Fría, hasta llegar a Colombia.