Las investigaciones independientes revelan que hay 22.481 hectáreas destruidas y deterioradas

La Comisión Delegada de la Asamblea Nacional (AN) de 2015 exhortó a la Unesco a visitar el Parque Nacional Canaima lo más pronto posible, a fin de constatar los daños causados por la minería y ayudar a aplicar los correctivos necesarios.

Las investigaciones independientes revelan que hay 22.481 hectáreas destruidas y deterioradas.

“Investigaciones independientes de reciente data, realizadas por el Programa Venezolano de Educación Acción (PROVEA), la ONG SOS Orinoco y World Heritage Watch (WHW), revelan la depredación y destructiva actividad minera desarrollada dentro del Parque Nacional Canaima y sus adyacencias”, plantea el acuerdo aprobado este martes 27 de julio.

Para 2020 se estimaban “unas 7.419 hectáreas expuestas a una alta vulnerabilidad y 8.935 hectáreas a una vulnerabilidad media dentro del área protegida, además de otras 7.679 hectáreas que han sido destruidas por la minería en las fronteras aledañas del parque nacional”.

Romel Guzamana, legislador de 2015, indicó que es un hecho que la Unecso venga al país a constatar lo que sucede con la minería. “Esta comisión debe ser recibida por todo el pueblo de Venezuela”, enfatizó. Guzamana insistió en que se debe expulsar a todos los grupos armados que tengan campamentos en las áreas protegidas, atender a los pueblos indígenas, promover un proceso de descontaminación de las zonas afectadas.