Los recursos están congelados y no pueden ser usados, a menos que exista un acuerdo de la Asamblea Nacional aprobado por la Ofac, aseguró el diputado José Guerra

La Asamblea Nacional (AN), aprobó este miércoles 15 de abril, un acuerdo de transferencia de fondos de 342 millones de dólares de una cuenta en Citibank, perteneciente al Banco Central de Venezuela (BCV), a otra cuenta del ente emisor en el Banco de la Reserva Federal de Nueva York.

Al respecto, el diputado José Guerra, indicó que esos recursos corresponden a dos operaciones swap de oro, cuyo pago incumplió el presidente Nicolás Maduro, por lo que Citibank hizo una liquidación anticipada.

A través de un hilo informativo publicado en su cuenta en Twitter, el parlamentario en el exilio explicó que con base al precio del oro al momento de la firma de los swaps y de la cancelación de los mismos, quedó un saldo a favor del BCV congelado en Citibak, que no puede ser usado.

Agregó que para proteger los fondos, la junta directiva Ad Hoc del BCV pidió a la Oficina de Control de Activos en el Extranjero (Ofac) del Departamento del Tesoro de Estados Unidos, la autorización para el traslado por lo que ahora los fondos pasaron de un banco privado a uno público.

Aclaró que los recursos no se pueden usar a menos que exista un acuerdo de la Asamblea Nacional, aprobado por la Ofac. “Dejen de mentir. No se ha usado un céntimo de esos fondos”, concluyó el economista.