Eduardo Páez Pumar, fundador de la Asociación Integral de Políticas Públicas (Aipop) señaló que para recuperar “cierta holgura” del sistema eléctrico nacional se necesita una inversión de 15.000 millones de dólares y un tiempo de 3 años aproximadamente

Este miércoles, el diputado electo en 2015, Juan Pablo Guanipa, aseguró que “el estado Zulia vive una verdadera tragedia con los servicios públicos que es cada vez más precaria, horas a diario sin luz, semanas sin agua”.

“Rendirnos no es una opción y sabemos que no es un camino fácil, pero mientras tengamos esperanza y fe sabemos que lograremos salir de este caos”, dijo en Twitter.

Esta misma semana, un corte eléctrico dejó a oscuras este lunes a buena parte de la ciudad de Maracaibo, sin que hasta ahora se conozcan las causas del suceso.

Medios locales informaron que el corte del servicio comenzó a sentirse pasadas las 10 de la noche y que afectó a Maracaibo, y también el Municipio San Francisco.

El gobernador de la entidad, el chavista Omar Prieto, dijo citado por el periódico Panorama ,que el sistema no se levantaría en San Francisco hasta la mañana del martes y que se hace un diagnóstico para dar con la causa de la falla.

En ese sentido, la diputada de la Asamblea Nacional, electa en 2015, Nora Bracho, responsabilizó a la administración de Nicolás Maduro por el nuevo apagón, ocurrido en varias regiones del estado Zulia.

“El Zulia queda sin luz por la ineficacia de un régimen corrupto que cada día va acabando con la calidad de vida de los venezolanos”, denunció Bracho en un mensaje difundido a través de su cuenta de Twitter.

Por su parte, el ingeniero Eduardo Páez Pumar, fundador de la Asociación Integral de Políticas Públicas (Aipop) señaló que para recuperar “cierta holgura” del sistema eléctrico nacional, respecto a reparaciones y mantenimiento, se necesita una inversión de 15.000 millones de dólares y un tiempo de 3 años aproximadamente.

En entrevista para Circuito Éxitos, señaló que desde 2009, la disponibilidad de energía eléctrica está por debajo de la demanda.

“A pesar de que hubo inversiones de 2010 a 2013, y se aumentó la capacidad instalada, ese crecimiento fue más lento que el de la demanda, que llegó en algún momento a 18600 mw”, dijo.