La Conferencia Episcopal agregó que “es hora para quienes detentan el poder de abrir las posibilidades de un cambio político, requerido por la inmensa mayoría de la población”.

“No podemos seguir ante posturas de cerrazón, donde lo que importan son los intereses particulares, el afán de poder o por mantenerlo o por conseguirlo”, dijo a través de un comunicado la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV).

Estas declaraciones surgen a raíz de las convocatorias de los sectores políticos a movilizarse este sábado 16 de noviembre en la ciudad capitalina.

El ente religioso también repudió el mantenimiento de la corrupción y agregó que “es hora para quienes detentan el poder de abrir las posibilidades de un cambio político, requerido por la inmensa mayoría de la población”.

A su vez, llamó a los grupos que representan la oposición pongan su mirada en las necesidades de un pueblo sufriente y solicitó que todos los hombres y mujeres que se animen a dar soluciones a la crisis que impide la paz social en Venezuela.