La presidenta del partido verde, Mercedes Malavé, insistió en que debe retomarse el espacio de diálogo con la mediación de Noruega, porque es el que puede resolver de verdad los problemas

El partido opositor Copei ha defendido lo que su presidenta, Mercedes Malavé, ha definido como una política independiente. Esto implica que no participó en las primeras reuniones de la mesa de diálogo de Casa Amarilla. ¿Ha cambiado su posición?

Malavé explicó que los copeyanos siguen manteniendo su posición crítica sobre este espacio.

Por el contrario, Copei ratifica que debe retomarse el espacio de diálogo en Barbados, con la mediación de Noruega.

La presidenta del partido verde reiteró que es perentorio que los factores políticos se sienten de nuevo, pero los que de verdad pueden actuar para resolver la crisis.

La solución, de acuerdo con Malavé, es celebrar elecciones presidenciales. En esa dirección, remarcó que debe llegarse a un acuerdo nacional que de verdad resuelva los problemas que aquejan a la mayoría de la población.