Diversos focos de protestas se han desarrollado en algunos estados del país por la ineficiencia de los servicios públicos

Este martes 29 de septiembre Contrapunto.com realizó un recorrido por las paradas de autobuses de la avenida Casanova para pulsar las opiniones de los conductores y usuarios del transporte urbano sobre el tema del servicio y el cumplimiento de las medidas de seguridad por la COVID-19.

La mayoría de los ciudadanos se mostraron conformes a cancelar el pasaje en Bs 30.000 y Bs 40.000, a pesar de la escasez de efectivo que los conlleva a pagar en dólares.

El comerciante César Vegas comentó que ante la pérdida del valor adquisitivo de la moneda nacional, muchos migran por hacer sus ventas en dólares.

Por su parte Odarlis García solicitó a los transportistas tener en cuenta a los usuarios a la hora de aumentar el pasaje.

La mayoría de los transportistas solicitan a las autoridades que les suministren artículos de desinfección para poder atender a los usuarios que abordan las unidades.

Fallas en el Metro de Caracas

Este martes las estaciones de Chacaito y Sabana Grande permanecieron cerradas por fallas ocasionadas en el sistema, lo que generó la molestia de los usuarios.

Durante un recorrido en la tarde las líneas volvieron a prestar el servicio comercial, pero con retrasos.

Algunas salidas de estas estaciones permanecieron cerradas por labores de limpieza y mantenimiento de las áreas.

El empleado, Luis Martínez, denunció que una funcionaria de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) impidió su acceso al metro, a pesar de tener su credencial del sector de salud.

Entretanto, Carlos Colmenares, criticó que el personal no cumpla con las medidas de bioseguridad dentro de los vagones, al igual que las fallas eléctricas constantes.