La alarma naranja busca proteger la soberanía nacional; es decir, “se elevan los protocolos de seguridad sin llegar a una alerta roja, que significa una situación prebélica”

La alerta naranja se traduce en el aumento de los elementos preventivos y movilización de tropas de las Fuerzas Armadas para garantizar seguridad y resguardo de la integridad territorial, indicó este miércoles 4 de septiembre el internacionalista, Carlos Luna.

Esta medida fue anunciada el pasado martes 3 de septiembre por el presidente de la República, Nicolás Maduro, en respuesta a las acusaciones de su homólogo colombiano, Iván Duque, quien a acusado al gobierno de proteger y financiar a los disidentes de la Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc).

Acción que está completamente concatenado con el video difundido por los disidentes de la Farc, donde anuncian que retomarán las armas así como el recrudecimiento de lo que puede ser un conflicto en Colombia, mencionó el también docente universitario.

Luna detalló que la acción impulsada por el presidente Iván Duque hace pensar de un nuevo escalamiento o un nuevo impasse en la relación bilateral.

A su vez, explicó que la alarma naranja busca proteger la soberanía nacional; es decir, “se elevan los protocolos de seguridad sin llegar a una alerta roja, que significa una situación prebélica en la frontera colombo-venezolana”.

El internacionalista indicó que el próximo paso sería la alerta roja, que significa hechos de violencia o acciones que pudieran causar la explosión de un conflicto bélico en la zona, es decir, el uso de la fuerza.