El padre del parlamentario pide que no haya más retardo procesal y que retorne el Estado de derecho para el caso de su hijo

Juan Requesens, diputado a la Asamblea Nacional (AN) por el partido Primero Justicia, fue trasladado una vez más, este lunes en horas de la mañana, desde la sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), en El Helicoide, hasta el Palacio de Justicia, en la esquina Cruz Verde, a fin de continuar con su audiencia preliminar.

Joel García, abogado defensor del diputado, expresó que el Ministerio Público está haciendo uso de la palabra. Posteriormente lo hará la Procuraduría General de la República, luego declararán los imputados, prosigue la defensa y culmina la jueza con la decisión.

El abogado defensor aseguró que “no hay ni un solo elemento para imputarle ninguno de los 7 delitos” que están llevando a juicio a Juan Requesens.

Tales delitos que se le imputan son instigación pública continuada, homicidio calificado con alevosía y por motivos fútiles en grado de frustración, terrorismo, financiamiento al terrorismo, asociación para delinquir y posesión ilícita de armas y municiones.

García señaló: “estoy seguro de que si el Ministerio Público concluye hoy. En las próximas audiencias vamos a culminar”.

La audiencia de Requesens, pautada para el pasado viernes 26 de abril, había sido diferida para este lunes 29 de abril, porque dos defensores no asistieron al Palacio de Justicia, informó ese día el abogado defensor de Requesens.

Por otra parte, Juan Guillermo Requesens, padre del diputado a la AN, pidió que no haya más retardo procesal y que retorne el Estado de derecho para el caso de su hijo.