Ana Estefanía Aguirre Vergara (27) resultó agredida en la cabeza con una botella por la colombiana Catalina María Beltrán Tapia (35). En tanto aquí en Venezuela, en Catia La Mar, una mujer denuncia que funcionarios policiales han intentado entrar a su hogar y no sabe el por qué

La policía del municipio Riohacha, Colombia, detuvo a una mujer acusada del asesinato de una migrante venezolana, quien estaba embarazada. El hecho ocurrió el sábado 1º de enero, durante una discusión.

La venezolana Ana Estefanía Aguirre Vergara (27) resultó agredida en la cabeza con una botella por la colombiana Catalina María Beltrán Tapia (35).

Vecinos alertaron a los oficiales y al llegar al sitio consiguieron que Ana ya era cadáver y tenía múltiples golpes en el tórax y extremidades.

En los registros policiales la venezolana Aguirre Vergara aparece con una anotación en el año 2019, por el delito de hurto calificado y agravado, ademas de estar vinculada a un hecho de lesiones personales a un militar.

Y en otro hecho, pero acá en Venezuela, Jennifer González denunció que funcionarios de la Jefatura Civil de Catia La Mar han intentado entrar a la fuerza a su vivienda en reiteradas oportunidades, en confabulación con los padres de su fallecido esposo.

“En todas las oportunidades han venido acompañados de una mujer, quien dice ser su jefa, y cuando les he negado el paso y exigido una autorización de allanamiento, solo muestran una citación que no tiene validez, pues he buscado asesoría con abogados”, dijo González.

González hace responsable a sus suegros de lo que le pueda ocurrir a ella y a sus hijos, pues son ellos quienes abren la puerta de la vivienda para que ingresen al segundo piso que es donde reside.

“Solo quiero paz y tranquilidad. No me meto con nadie y no sé cuál es el motivo por el cual intentan entrar a mi casa”, apuntó.