El canciller colombiano asevera que las denuncias de Maduro buscan “distraer la atención de la grave crisis en la que tiene a Venezuela”

El Gobierno colombiano rechazó este miércoles las acusaciones “delirantes y calumniosas” del presidente Nicolás Maduro, quien afirmó que el expresidente Álvaro Uribe Vélez dirige un plan de magnicidio en su contra.

El “Gobierno de Colombia rechaza acusaciones delirantes y calumniosas del dictador Maduro contra dos colombianos que han dedicado su vida a servirle a la democracia: el expresidente Álvaro Uribe Vélez y el embajador (de Colombia en Estados Unidos) Francisco Santos“, dijo el canciller colombiano, Carlos Holmes Trujillo, a través de su cuenta Twitter.

Maduro afirmó este miércoles que Uribe encabeza un plan magnicida que contempla el ingreso a Venezuela de 32 mercenarios, quienes además atentarían contra otros dirigentes del oficialismo.

He sabido de un plan dirigido por Álvaro Uribe Vélez, con la participación del embajador de Colombia en EE.UU., Francisco Santos, un plan que se ha discutido con Léster Toledo, (…) para ingresar a Venezuela 32 mercenarios para venir a intentar asesinarme y asesinar a dirigentes de la revolución“, dijo Maduro la tarde de este miércoles.

El canciller colombiano asevera que las denuncias de Maduro buscan “distraer la atención de la grave crisis en la que tiene a Venezuela”.