La aeronave perteneció a la aerolínea iraní Mahan Air, sancionada por Estados Unidos por presuntamente “proveer ayuda financiera, material y tecnológica” a la fuerza Al Quds

1)Es un avión Boeing 747 de la empresa Emtrasur (filial de la estatal venezolana Conviasa) con matrícula venezolana YV3531. Llegó a Ezeiza (Argentina) el lunes de la semana pasada. Venía de México, según versiones de prensa.

2)El avión perteneció durante 15 años a la aerolínea iraní Mahan Air, que “se encuentra bajo la mira de las autoridades de Estados Unidos por sus supuestos vínculos con organizaciones oficiales de ese país como el Cuerpo de los Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI)”, considerado como un grupo terrorista por Estados Unidos. El departamento del Tesoro de Estados Unidos impuso sanciones financieras en contra de esta aerolínea por presuntamente “proveer ayuda financiera, material y tecnológica” a la fuerza Al Quds, el grupo élite de la CGRI, al que se considera responsable de realizar misiones en el extranjero, tareas de inteligencia y operaciones militares no convencionales, indicó la BBC.

https://www.bbc.com/mundo/noticias-america-latina-47860904

3)La tripulación de esta aeronave retenida en Ezeiza está formada por cinco ciudadanos iraníes y 14 venezolanos. Según versiones del diario La Nación esta es la lista de los tripulantes: Mario Arriaga Urdaneta, Víctor Pérez Gómez, Victoria Valdiviezo Marval, José García Contreras, Cornelio Trujillo Candor, Vicente Raga Tenias, José Ramírez Martínez, Zeus Rojas Velasquez, Jesús Landaeta Oraa, Armando Marcano Estreso, Ricardo Rendón Oropeza, Albert Gines Pérez, Ángel Marin Ovalles, Nelson Coello, Mohammad Khosraviaragh, Ghomalareza Ghasemi, Mahdi Mouseli, Saeid Vali Zadeh y Abdoulbaset Mohhammadi.

https://www.lanacion.com.ar/politica/la-vida-de-los-iranies-en-el-hotel-de-ezeiza-habitaciones-individuales-comidas-de-shopping-y-paga-nid13062022/

4)Dos empresas argentinas le negaron combustible. El miércoles de la semana pasada el avión intentó volar a Uruguay para cargar combustible, pero el gobierno uruguayo impidió el acceso a su espacio aéreo.

5)La Dirección Nacional de Migraciones de Argentina ordenó retener la documentación de los miembros de la tripulación y otorgarles una autorización provisoria de permanencia en la Argentina.

6)El juez federal Federico Villena ordenó a Migraciones que mantuviera retenidos por 72 horas los pasaportes de los ciudadanos iraníes Mohammad Khosraviaragh; Gholamreza Ghasemi, Mahdi Mouseli, Saeid Vali Zadeh y Abdolbaset Mohammadi.

7)El avión transportaba -de acuerdo con versiones periodísticas- componentes automotrices. “Sin embargo, tanto SAS Automotriz SA, la compañía que adquirió esas autopartes, como la empresa Volkswagen Argentina emitieron comunicados en los que se desvinculaban del vuelo de Emtrasur”, subrayó la BBC.

https://www.bbc.com/mundo/noticias-america-latina-61792800

8)El portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Irán, Said Khatibzadeh, atribuyó la retención del avión a una operación de propaganda y al incremento de las tensiones interancionales. “Las últimas semanas están llenas de propaganda, operaciones psicológicas, guerra de palabras para provocar un sentimiento de inseguridad (en Irán) y este caso forma parte de ello”, dijo el vocero según AFP. “Creo que hace más de un año, según la compañía (iraní) Mahan Airlines, que el avión fue vendido a Venezuela”, afirmó Khatibzadeh.

https://www.lanacion.com.ar/politica/iran-se-defendio-por-la-detencion-del-avion-y-vinculo-el-hecho-a-las-tensiones-que-tiene-con-nid13062022/

9) Villena aceptó como querellante a la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA), que manifestó su preocupación por la presencia en el país del avión de “la empresa venezolana Emtrasur, y vinculado a la compañía iraní Mahan Air, sancionada por los Estados Unidos por sus vínculos con actividades terroristas”.

https://www.telam.com.ar/notas/202206/595366-santiago-cafiero-avion-procedimiento-a-seguir.html

10)La DAIA presentó una denuncia penal por el caso y sostuvo que al permitir el ingreso se puso en riesgo la seguridad de Argentina y de América del Sur. La organización solicitó prohibición de salida de los pasajeros y la retención del avión hasta que se investigue el caso”.

La Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) y la DAIA exigieron “una información exhaustiva y detallada sobre el listado de tripulantes que viajaban en la mencionada aeronave y los motivos de su paso por el país”. También reiteraron que, “de acuerdo con lo establecido por la justicia argentina, los atentados del 17 de marzo de 1992 contra la embajada de Israel en Buenos Aires y del 18 de julio de 1994 contra la AMIA, que aún permanecen impunes, fueron planificados y ejecutados por el Hezbollah, un grupo terrorista financiado y apoyado por la República Islámica de Irán”.

En la mañana del 18 de julio de 1994 explotó una bomba en la AMIA, con un saldo de 85 muertes y más de 300 heridos. Dos años antes, el 17 de marzo de 1992, se registró un atentado contra la Embajada de Israel en Buenos Aires.

El 9 de agosto de 1994, el entonces juez Juan José Galeano dictó una resolución en la que pidió la captura internacional de cuatro funcionarios del Gobierno iraní, responsabilizándolos por la voladura de la AMIA/DAIA, como lo recoge el informe Causa AMIA.