Brasil registró este domingo 66 nuevas muertes asociadas a la covid-19, la cifra más baja desde el pasado 15 de noviembre (63), y acumula ya 615.636 fallecidos desde la irrupción de la pandemia, mientras se mantiene en alerta ante los primeros casos de la variante ómicron.

Según el último boletín del Ministerio de Salud, el país notificó 4.844 casos de coronavirus en las últimas 24 horas, con lo que el balance total de infectados se elevó hasta los 22.143.091 desde que registró el primero, el 26 de febrero de 2020.

Aunque las estadísticas durante los fines de semana suelen ser inferiores debido a la menor actividad de los organismos públicos, los números de este domingo están bastante por debajo de la media diaria de la última semana, que es de unos 200 decesos y cerca de 9.000 positivos.

La pandemia empezó a desacelerar en junio pasado gracias al avance de la campaña de vacunación, aunque actualmente se encuentra en una fase estable.

Pese a esa tregua de los últimos meses, Brasil es el segundo país del mundo con más fallecidos vinculados a la covid-19, tan solo por detrás de Estados Unidos (780.000), según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

También es el tercero con más casos confirmados de la enfermedad, después de Estados Unidos (48,4 millones) y la India (34,6 millones), de acuerdo con la OMS.

La irrupción de la variante ómicron ha vuelto a poner en alerta a los gobiernos regionales y municipales brasileños, que se han visto obligados a cancelar las fiestas de fin de año y acelerar la aplicación de la dosis de refuerzo de la vacuna para evitar un nuevo repunte pandémico.

Brasil ha registrado, hasta el momento, seis casos del nuevo linaje del SARS-CoV-2, que fue notificado por primera vez en Sudáfrica el pasado 25 de noviembre y que todo apunta que es más transmisible que sus predecesoras.

Tres se han reportado en Sao Paulo, dos en el Distrito Federal de Brasilia y el sexto fue en Rio Grande do Sul, estado fronterizo con Argentina y Uruguay.

Según el Ministerio de Salud, todos los pacientes infectados con la nueva cepa ya están vacunados y presentan “síntomas leves”.

En cuanto a las tasas de inmunización, casi un 75 % de los 213 millones de brasileños ha recibido la primera dosis, mientras que un 64 % tiene la pauta completa.

EFE