El nuevo ensayo misilístico coincide con la visita a Seúl de Stephen Biegun, enviado especial de Estados Unidos para Corea del Norte, quien tratará la situación en la península tras la fallida cumbre de Hanói y los últimos ejercicios emprendidos por Kim Jong-un

Corea del Norte disparó una serie de proyectiles no identificados a sólo cuatro días de realizar otro lanzamiento, según informó el Estado Mayor Conjunto surcoreano.

Este lanzamiento se produce después de que el sábado, 4 de mayo, Pionyang disparara varios proyectiles, entre los que aparentemente se cuentan misiles de corto alcance, un gesto que se interpreta como intento para presionar a Seúl y a Washington para que ablanden su postura en pleno atasco de las negociaciones sobre desnuclearización.

Corea del Norte posee una base de misiles en Sino-ri, una instalación ubicada en el condado de Unjeon (a unos 75 kilómetros al noroeste de Pionyang), la cual ha jugado un importante papel en el desarrollo de misiles de medio alcance para el ejército de Kim Jong-un.

Varios surcoreanos siguen por televisión el lanzamiento de una serie de proyectiles no identificados desde Corea del Norte, desde la Estación de Seúl (Corea del Sur), este jueves. Foto : EFE

El nuevo ensayo misilístico coincide con la visita a Seúl del enviado especial de Estados Unidos para Corea del Norte, Stephen Biegun, para tratar la situación en la península asiática tras la fallida cumbre de Hanói y las últimos ejercicios emprendidos por Kim Jong-un.

En Hanói, la representación de Pionyang abogó por un proceso gradual de desnuclearización acompañado del levantamiento paulatino de sanciones, algo que Washington, que apuesta por un desarme integral e inmediato, consideró inaceptable.