La masiva concesión de refugios fue oficializada en un acto en la sede del Ministerio de Justicia, en Brasilia, que contó con la participación de representantes de Acnur.

El Gobierno brasileño concedió refugio a 21.432 venezolanos que ingresaron a Brasil, huyendo de la crisis económica, política y social de Venezuela. Esta decisión es masiva e inédita que abre un precedente para casos similares en el futuro, informó el Ministerio de Justicia y Seguridad Social.

El número de venezolanos regularizados como refugiados en tan sólo un día, prácticamente dobla las 11.231 concesiones de refugio a ciudadanos de todos los países ofrecidas por Brasil entre 1997 y 2018, dijeron a Efe voceros del Comité Nacional para los Refugiados (Conare).

“Es un marco histórico en términos de regularización migratoria, un divisor de aguas que abre precedentes para facilitar procesos semejantes en adelante”, afirmó el portavoz de la Conare, un organismo interministerial coordinado por el Ministerio de Justicia y Seguridad Social y responsable por la concesión de ese estatus a los refugiados.

De acuerdo con la Conare, la decisión fue posible gracias a un decreto de junio pasado por el que el Gobierno de Brasil clasificó a Venezuela como un país en situación de “grave y generalizada violación de los derechos humanos”, lo que facilita la concesión del estatus de refugio a migrantes que aleguen tal condición.

La masiva concesión de refugios fue oficializada en un acto en la sede del Ministerio de Justicia, en Brasilia, que contó con la participación de representantes de la Oficina del Alto Comisariato de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), que elogiaron la iniciativa.