El personal de la agencia fue puesto “temporalmente en estado de teletrabajo obligatorio, con acceso restringido al centro hasta nuevo aviso”

El administrador de la NASA, Jim Bridenstine, anunció el primer caso del coronavirus detectado en la agencia aeroespacial estadounidense, que obligó a restringir el acceso y ordenar “el estado de teletrabajo”, en uno de sus centros de investigación en Silicon Valley (California).

Bridenstine, en un comunicado, aseguró que “el domingo 8 de marzo, recibimos la confirmación de que un empleado del Centro de Investigación Ames de la NASA, dio positivo por el coronavirus”.

La agencia aeroespacial está ahora intentando rastrear con quién mantuvo “un contacto significativo” el trabajador infectado, para notificar a las personas que pueden estar en riesgo de haber sido contagiadas.