“Acabo de hablar con el Gobernador (de Minnesota) Tim Walz y le he dicho que el Ejército está con él. Cualquier dificultad asumiremos el control”, sentenció el mandatario estadounidense, Donald Trump

El presidente de EE.UU., Donald Trump, tachó de “matones” a los manifestantes que han salido a las calles de Mineápolis (Minesota) para protestar contra la muerte del afroamericano George Floyd, a manos de agentes de la policía, en un mensaje que Twitter considera que incumple su reglas relativas a glorificar la violencia.

“Estos MATONES están deshonrando la memoria de George Floyd, y no dejaré que esto pase. Acabo de hablar con el Gobernador (de Minnesota) Tim Walz y le he dicho que el Ejército está con él. Cualquier dificultad asumiremos el control, pero, cuando el saqueo comienca, empieza el tiroteo”, escribió el presidente en su cuenta en la red social.

Twitter etiquetó este mensaje explicando que “incumplió” sus reglas “relativas a glorificar la violencia”, aunque apuntó que “puede ser de interés público” que permanezca accesible.

En un tuit previo a este, Trump acusó al alcalde de la ciudad, Jacob Frey, de débil y de carecer de liderazgo y le pidió que tomara el control de la situación, si no quería que enviara a la Guardia Nacional.

Horas más tarde, Frey se defendió de estos ataques en varios tuits, en los que insinuó que el verdadero débil era el presidente y llamó a la ciudad a comportarse de manera pacífica.