El senador Graham consideró “imperativo” que EEUU no permita que “la agresión de Turquía conduzca a la destrucción de un aliado valioso, los kurdos, y al resurgimiento del Estado Islámico”

Estados Unidos elevó este domingo la presión diplomática contra Turquía, por su incursión en la frontera siria, de la que denunció posibles crímenes de guerra contra los kurdos, y el presidente Donald Trump advirtió que impondrá “poderosas sanciones” como respuesta, mientras ordenó la retirada total de sus tropas del norte de Siria.

“Estoy negociando con (el senador republicano) Lindsey Graham y muchos miembros del Congreso, incluyendo demócratas, sobre la imposición de poderosas sanciones a Turquía. El Tesoro está listo. (…) Hay un gran consenso sobre esto”, advirtió Trump en su cuenta de Twitter.

“¡Manténganse al tanto!”, agregó el mandatario.

En este sentido, Graham señaló que es “imperativo” que EEUU no permita que “la agresión de Turquía conduzca a la destrucción de un aliado valioso, los kurdos, y al resurgimiento del Estado Islámico (EI)”.

Sobre este tema habló el ex secretario de Defensa James Mattis, en una entrevista en el programa dominical “Meet the Press”, en la que lamentó que la decisión de Trump, de retirar los soldados estadounidenses del norte de Siria hará “resurgir” al EI.

“EI va a resurgir. Es absolutamente un hecho que volverán”, vaticinó el General.

La reflexión de Mattis, ocurrió después de que su sustituto en el Pentágono, Mark Esper, anunciara que Trump ordenó la retirada total de las tropas estadounidenses del norte de Siria, zona en la que las fuerzas turcas y los kurdos se enfrentan actualmente.

“Anoche hablé con el Presidente. después de conversar con el resto del equipo de seguridad nacional y me indicó que comenzáramos a retirar deliberadamente las fuerzas del norte de Siria”, dijo Esper en una entrevista en el programa dominical “Face the Nation”, de la cadena de televisión CBS.

En concreto, Trump dictaminó la retirada de los aproximadamente 1.000 soldados estadounidenses que quedaban en el norte de Siria, según el diario The Washington Post, después de conocer que Turquía tiene la intención de expandir su ataque “más al sur de los planeado originalmente y al oeste”, según Esper.