Los médicos dijeron la tarde de este lunes que el mandatario podría aún no estar “completamente fuera de peligro” pero respaldaron su regreso a la Casa Blanca donde recibirá atención los siete días de la semana

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció que dejaría el hospital
militar Walter Reed, donde permanece ingresado desde el pasado viernes, este lunes por la noche para continuar su tratamiento contra la COVID-19 en la Casa Blanca.

“Saldré del gran Centro Médico Walter Reed hoy a las 6:30 pm ¡Me siento realmente bien! No le tengas miedo a Covid. No dejes que domine tu vida. Hemos desarrollado, bajo la Administración Trump, algunos medicamentos y conocimientos realmente excelentes. ¡Me siento mejor que hace 20 años!”, esribió el mandatario estadounidense en su cuenta en Twitter.

El equipo médico del presidente dijo la tarde de este lunes que Trumo podría aún no estar “completamente fuera de peligro” pero respaldó su regreso a la casa blanca donde recibirá atención médica “de clase mundial”.

“Aunque es posible que todavía no esté completamente fuera de peligro, el equipo y yo estamos de acuerdo en que todas nuestras evaluaciones y, lo que es más importante, su estado clínico, respaldan el regreso seguro del presidente a casa, donde estará rodeado de atención médica de clase mundial las 24 horas del día, los siete días de la semana”, señaló a periodistas el médico de la Casa Blanca, Sean Conley.

Este domingo, después de tuitear un video en el que informaba que estaba “recibiendo excelentes informes” de sus médicos, Trump prometió una pequeña sorpresa para sus seguidores apostados en los accesos del centro médico.

Luego, el mandatario abandonó brevemente el Walter Reed en una camioneta blindada y acompañado de agentes del Servicio Secreto para pasar frente a un grupo de partidarios que agitaba banderas y lo vitoreaba.

“Se informa que los medios de comunicación están molestos porque me subí a un vehículo seguro para agradecer a los muchos fanáticos y simpatizantes que estuvieron parados fuera del hospital durante muchas horas, e incluso días, para presentar su respeto a su presidente. Si no lo hiciera, los medios de comunicación dirían que ¡¡¡RUDE !!!”, escribió al respecto en la red social.