El total de fallecidos en este país ascendió a 11.017 personas. Advierten sobre la llegada de una segunda ola de la pandemia si no se cumplen las medidas sanitarias

Rusia superó los 11.000 muertos por COVID-19 tras registrar 174 nuevos decesos en la última jornada, de acuerdo con los datos oficiales, que cifran el total de contagios en el país en 713.936.

“Durante las últimas 24 horas fueron detectados 6.635 casos en 85 regiones del país, entre ellos 1.673 personas (el 25,2 %) sin síntomas clínicos”, informó este viernes el gabinete de crisis que gestiona la emergencia sanitaria en este país.

El total de fallecidos en Rusia ascendió a 11.017 personas.

La representante de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en Rusia, Melita Vujnovic, advirtió este viernes que la segunda ola de la COVID-19 puede llegar a Rusia “mañana mismo” si todos se relajan e incumplen las recomendaciones sanitarias como llevar mascarillas.

“Estoy muy entristecida, porque la situación al principio iba bien y los casos bajaban, pero luego hubo un rebrote”, dijo Vujnovic, citada por la agencia RIA Novosti.

Vujnovic subrayó que hay mucha diferencia entre la situación epidémica en distintas regiones rusas, pero “incluso Moscú registró unos 600 casos (diarios) durante más de una semana”, lamentó.

En la última jornada, la capital rusa sumó 637 nuevos casos de coronavirus al registro, casi 70 más que el día anterior.

Al mismo tiempo, los nuevos casos de COVID-19 en Moscú han mostrado en las últimas semanas una tendencia a la baja, por lo que las autoridades de la capital anunciaron este jueves una nueva etapa de desescalada que entrará en vigor el próximo lunes.

De acuerdo a las cifras oficiales, los casos diarios de COVID-19 en Moscú bajaron a la mitad en las últimas dos semanas, en comparación con las dos anteriores.