Un integrante del equipo de rescate aseguró a que tras horas de difícil trabajo, en el que tuvieron que utilizar una grúa, consiguieron retirar los cuerpos de todos los fallecidos mientras que los heridos fueron trasladados a hospitales cercanos

Un total de 18 personas murieron y 44 resultaron heridas este domingo 11 de octubre tras chocar un tren con un autobús de pasajeros en el este de Bangkok, informaron a los servicios de rescate tras finalizar las labores de rescate, que duraron varias horas.

El accidente se produjo a las 8 de la mañana (1.00 GMT), en la estación de Khlong Khwaeng Klan, en la provincia de Chachoengsao, a unos 50 kilómetros al este de la capital de Tailandia, cuando un tren arremetió contra un autobús en el que viajaban 60 trabajadores de una fábrica que se dirigían a un ceremonia en un templo.

Según declararon algunos testigos al medio local “Bang Pakong News”, en el paso de la vía no hay ninguna barrera y el conductor del autobús no reaccionó a la señal de alarma del tren.

Un miembro de los equipos de rescate aseguró a que tras horas de difícil trabajo, en el que tuvieron que utilizar una grúa, consiguieron retirar los cuerpos de todos los fallecidos mientras que los heridos fueron trasladados a hospitales cercanos.

Entre las víctimas mortales se encuentra el conductor del autobús.