El dirigente aseguró que a partir de las medidas de Estados Unidos tendrán que reinventarse unas nuevas formas de discusión de contrato colectivo

El presidente de la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores (Cbst), Wills Rangel, aseguró que tras la decisión del presidente Donald Trump contra los bienes del Gobierno de Nicolás Maduro en Estados Unidos (EEUU), tendrán que reinventarse nuevas formas de discusión de contrato colectivo.

“Acaba inclusive con los beneficios sociales que teníamos en la revolución, pone cuesta arriba el tema de los salarios que el Presidente (Nicolás Maduro) siempre ha privilegiado”, dijo.

El dirigente aseguró que estas acciones van en detrimento de las medidas que desarrolla el Ejecutivo Nacional en beneficio de los trabajadores.

En ese sentido, considera que se debe ir hacia un salario integral que involucre la ayuda para el trabajador y la familia en el área de educación, alimentación, salud y vivienda, porque, apuntó, “no habrá forma de que a punta de incrementos de salario podamos lograr esa estabilidad económica y laboral que requieren los trabajadores”.

Agregó que desde el punto de vista logístico afecta las operaciones de Pdvsa, ya que aproximadamente el 90% de sus operaciones de envío de hidrocarburos las deben realizar con embarcaciones propias porque “las contratistas no quieren seguir trabajando”.

“Todos tienen que pasar por el canal de Panamá”, dijo al explicar las razones por las que la mayoría de las empresas no operan con la estatal venezolana. “Muy pocas se atreven, corriendo el riesgo, hay algunos que están dispuestos a seguir trabajando con Pdvsa”, apuntó.

Foto: AVN

Reiteró que la estatal petrolera no presenta problemas con la gasolina, solo se registran retrasos en la distribución del gas doméstico producto de las medidas de EEUU.

Indicó que continúan trabajando con los países aliados, entre ellos Rusia, China, Irán e India, pero actualmente cuentan con suficiente inventario para garantizar el abastecimiento de combustible en el país.

Foto: @pdvsawillrangel

Wills Rangel indicó que en respaldo a las acciones del Gobierno nacional, la Cbst desplegó desde el pasado sábado un programa en todo el país para recolectar al menos tres millones de firmas de los trabajadores, para luego realizar una actividad central en Caracas con todos los sectores. La recolección de firmas también se extenderá a los trabajadores de los países aliados.

“Creemos que todos los trabajadores del país y todos los sectores productivos del país, además de los objetivos que tenemos en la producción, tenemos que participar en la recolección de firmas para decirle al mundo entero que rechazamos el incremento de medidas contra Venezuela”, dijo.