La petrolera vendió sus activos a otra compañía estatal de Rusia

La empresa rusa Rosneft, anunció el cese de las operaciones en Venezuela y la venta de los activos relacionados con las operaciones en el país. 

Rosneft, cerró un acuerdo con una empresa de propiedad 100% del Gobierno de Rusia, para vender sus participaciones y poner fin a su colaboración en todos los proyectos de Venezuela, incluidas sus participaciones en Petromonagas, Petroperijá, Boquerón, Petromiranda y Petrovictoria, informó Sputnik.

Como resultado de la aplicación del acuerdo y la venta de los activos, Rosneft recibirá en el balance de una de sus sucursales, un paquete del 9,6% de sus propias acciones.

El embajador ruso en Venezuela, Sergey Mélik-Bagdasárov, por su parte dijo este sábado, en la red social twitter “¡No se preocupen! Se trata del traspaso de los activos de Rosneft en Venezuela al Gobierno de Rusia, directamente. Seguimos juntos en adelante”.