El barril de Brent bajó 0,4% y cerró en 44,80 dólares mientras que el crudo WTI cedió 0,5% y terminó la jornada en 42,01 dólares

Las cotizaciones del petróleo bajaron el viernes, continuando su tendencia del jueves, por perspectivas de una demanda débil, según la Agencia Internacional de Energía (AIE).

El barril de Brent del mar del Norte para entrega en octubre terminó en 44,80 dólares en Londres, en baja de 0,4% sobre el cierre del jueves.

En Nueva York, en tanto, el barril de WTI para setiembre cedió 0,5% a 42,01 dólares.

Según Paola Rodriguez-Masiu, de Rystad, “los precios sufrieron pérdidas por renovadas inquietudes sobre la evolución de la demanda de petróleo en el mundo”.

Ya el jueves, las cotizaciones del petróleo terminaron a la baja luego de que la AIE rebajara sus previsiones de demanda mundial de crudo para 2020 y 2021.

El miércoles, el petróleo había alcanzado su precio más alto desde marzo. Pero la AIE recortó su estimación de demanda mundial de petróleo a raíz de la persistente fragilidad del sector del transporte, especialmente aéreo, por la crisis sanitaria del nuevo coronavirus.

La demanda de crudo caerá a 91,9 millones de barriles diarios (mbd), es decir 140.000 barriles diarios menos de lo que se preveía hasta ahora, antes de subir a 97,1 mbd el año próximo, es decir 240.000 menos de lo previsto, según las nuevas proyecciones de la AIE, que arrastraron durante dos jornadas el precio del oro negro.

“China, que fue un motor para los mercados petroleros durante la pandemia, podría bajar sus importaciones porque los stocks siguen en aumento a niveles récord. Eso ocurre en momentos en que la producción de la OPEP sube”, añadió Rodriguez-Masiu.