Con este tributo, Francia pretende recaudar más de 500 millones de euros por parte de Google, Amazon, Facebook y Apple para finales de 2019

La próxima semana se llevará a cabo en París una reunión entre los ministros de finanzas de G7, cuyo tema principal será las tensiones entre Francia y Estados Unidos por la imposición del impuesto GAFA a los gigantes tecnológicos estadounidense por parte del gobierno francés.

Tasa GAFA, como es conocido este tributo que fija una imposición del 3 % sobre la facturación del negocio digital a Google, Apple, Facebook y Amazon, tiene como objetivo obligar a estas empresas el pago del impuestos en Francia por la actividad que tienen gracias a los internautas franceses.

Según la agencia de noticias EFE, fuentes oficiales francesas confirmaron que el ministro francés, Bruno Le Maire, se reunirá en Chantilly, ciudad al noreste de Francia, con su homólogo el secretario del Tesoro estadounidense, Steven Mmuchin para tratar el tema.

Washington considera que esa tasa va dirigida contra sus intereses, mientras que para Le Maire es una forma de incitar a la comunidad internacional a alcanzar un acuerdo rápido en el proceso de concertación que dirige la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

Por su parte, el ministro francés ha replicado a las amenazas de sanciones estadounidenses insistiendo en que su país seguirá decidiendo “soberanamente” la fiscalidad que aplica.