El Dow Jones restó 134,97 puntos y se ubicó en 26.462,08 enteros, mientras que el selectivo S&P 500 cedió 0,04% y terminó la jornada en 2.926,17

Wall Street cerró en zona mixta este jueves y el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, bajó 0,51% por el desplome de 3M, al tiempo que Microsoft se convertía en la tercera compañía de la historia en conseguir el billón de dólares en bolsa, gracias a sus buenos resultados.

Al término de la sesión en la Bolsa de Nueva York, el Dow Jones restó 134,97 puntos, hasta situarse en 26.462,08 enteros, mientras que el selectivo S&P 500 cedió 0,04% o 1,08 unidades, hasta las 2.926,17.

El índice compuesto del mercado Nasdaq, en el que cotizan los principales grupos tecnológicos, ganó un 0,21% o 16,67 puntos, hasta 8.118,68.

Foto: EFE

Por sectores corporativos, predominaron las pérdidas, lideradas por el de industriales, que se dejó un 1,99%, seguido de las empresas de materiales (-1,30%) y los bienes de consumo esenciales (-0,75%).

Ganaban, por otro lado, el sanitario (1,13%), el de comunicaciones (1,08%), el de las empresas de servicios públicos (0,43%) y el financiero (0,26%).

El parqué neoyorquino se vio influido desde primera hora por los resultados de dos de las compañías más relevantes que cotizan en el mercado: el grupo industrial 3M y la tecnológica Microsoft, ambas miembros del selecto grupo de 30 en el Dow Jones de Industriales.

Por un lado, los inversores apostaron por las ventas de los títulos de 3M desde primera hora de la mañana al conocer que sus resultados trimestrales, pese a que arrojaron un beneficio de 893 millones de dólares (47,3 % más interanual), eran peores de los vaticinados por los analistas.

3M, la fabricante de los “post-it”, se convertía así en la que más se dejaba en esta sesión bursátil, con un descenso del 12,95%, la mayor pérdida en un solo día desde hace 30 años. La seguían, de lejos, Verizon (-2,15%) o Intel (-1,89%).

Por otro lado, Microsoft sorprendió con sus resultados publicados ayer miércoles al cierre de los mercados, donde anunció una ganancia cuatro veces superior en los primeros nueve meses de su año fiscal (arranca en julio) con una ganancia de 26.053 millones de dólares.

La tecnológica con sede en el estado de Washington se disparó en bolsa y se convirtió en la tercera compañía en alcanzar una capitalización bursátil de un billón de dólares, por detrás de Apple y Amazon. Al cierre del mercado, fue la mejor del Dow Jones de Industriales, con un alza del 3,31%.