Para el año 2020 la Cepal estima una contracción económica de 14%, la peor previsión de los países de la región seguido de Argentina

La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) redujo este lunes sus proyecciones de crecimiento de la región para 2019 y redujo su pronóstico para Venezuela a 25,5% desde el 23% estimado en julio de este año.

Para el año 2020 la Cepal estima una contracción económica de 14%, la peor previsión de los países de la región seguido de Argentina con -3% en 2019 y -1,3% en 2020).

Las cifras forman parte de las proyecciones económicas del organismo para la región, para la que rebajó a 0,1% su proyección de crecimiento para el próximo año y estimó 1,4% para el 2020.

Con estas previsiones, la Cepal considera que América Latina y el Caribe permanecerá estancada en el bajo crecimiento, lo que implica “un deterioro de los niveles de ingreso per cápita promedio”.

A través de un comunicado, el organismo detalla que “el PIB per cápita de la región se vería reducido en un 4% entre 2014 y 2019, lo que implica una caída promedio anual de -0,8%”.

Agrega que la desaceleración económica se extendió este año a 17 de los 20 países de la región.

En cuanto al Centroamérica y México, estiman que la tasa de expansión será de 0,7% en 2019 y alcanzará el 1,6% en año siguiente, lo que implica a juicio de la Cepal una reducción respecto a la tasa media de crecimiento observaba desde 2014.

En esta zona, Nicaragua lidera los datos negativos (-5% en 2019 y -2% en 2020).

Foto: Cepal

Para el Caribe de habla inglesa u holandesa la previsión de crecimiento es del 1,5% para este año y del 5,7% para el 2020, principalmente influenciado por el inicio de la producción de petróleo de Guyana a partir del próximo año.

Esta reducción del crecimiento proyectado por la Cepal se da en un “contexto en que la economía global ha disminuido su contribución al crecimiento de la región en 2019, situación que muy probablemente se mantendrá para el próximo año”.