La decisión del Banco Central bajó ocho puntos porcentuales a la obligación impuesta a la banca. Analistas indican que es positivo pero insuficiente

El encaje legal fue reducido de 93% a 85% de acuerdo con el artículo 13 de la Resolución 21-21-01, publicada en la Gaceta Oficial N° 42.050 de fecha 19 de enero.

La decisión del Banco Central también indica que, se mantendrá en 31% el encaje previsto para las captaciones en divisas extranjeras.

Esta rebaja de ocho puntos porcentuales en el encaje de los depósitos, que los bancos deben congelar en el ente emisor se espera que se traduzca en un aliciente para la complicada situación que vive la banca de cara al tema liquidez.

Los analistas indican que es un alivio, pero sigue siendo alta al ser comparada con con los estándares internacionales, lo que inhibe la expansión de la actividad crediticia.

En el caso de los bancos microfinancieros, la norma prevé que las entidades con un coeficiente de intermediación mínimo de 50% deben sostener un encaje legal mínimo de 40% a partir del 1 de marzo de este año.