El equipo británico ganó en la tanda de penales contra el equipo alemán, tras empatar 1-1 (global 2-2) y acertar 4 de 5 disparos desde los doce pasos

El Chelsea avanzó a la final de la Europa League, tras vencer en semifinales a Eintracht Frankfurt en la tanda de penales, que se disputaron en Stanford Bridge, este 9 de mayo.

La escuadra londinense sufrió pero logró conseguir su pase a la final, en la que se enfrentará contra el Arsenal el próximo 29 de mayo, en el estadio olímpico de Bakú.

Ruben Loftus-Cheek abrió el marcador al minuto 28, con el que acercaba más al Chelsea a la victoria.

Sin embargo, la respuesta del delantero, Luka Jović no se hizo esperar y al minuto 49 igualó las acciones en Stanford Bridge.

Sin embargo, los dirigidos por Maurizio Zarri sufrieron el resultado, debido a que la igualdad permanecía entre ambas oncenas.

Pero no fue sino al minuto 99, cuando David Luiz se vistió de salvador para evitar la caída de su equipo, al despejar un balón que iba al segundo poste del arco de Kepa Arrizabalaga.

De esa manera, se cumplió el tiempo complementario y se aproximaba la tanda de penales, en las que los británicos salieron victoriosos.

Ambos equipos metieron el primer penal, en los pies de Sébastien Haller y de Ross Barkley respectivamente, por su parte, el segundo penal el portero, Kevin Trapp le tapó el remate a César Azpilicueta, mientras que Jonathan de Guzmán hizo efectiva la pena máxima.

Cuando el panorama se tornaba gris para la oncena londinense, el Frankfurt vino a cobrar en los pies de Martin Hinteregge, quien con un remate directo al centro de la portería se encontraría con un Kepa que adivinó la intención del jugador y tapó el penal de una manera muy particular, mientras que Jorginho capitalizaba el gol.

Esta imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es D6KQ3yhX4AAkYF4.jpg

Con el marcador igualado en los penalties, le tocó el turno a uno de los salvadores de la noche, David Luiz, quien no falló desde los doce pasos y marcó el tercero para el Chelsea, pero sería un tal Kepar quien se volvería a vestir de héroe, tapándole un remate a Gonçalo Paciência para así darle la ventaja a su equipo de 3 penales contra 2.

Esta imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es D6KRZM0WAAAq8uB.jpg


Finalmente, no podía ser otro, sino el astro belga, Eden Hazard quien sellaría el pase de los Blues para avanzar a la final, con un remate abajo y al palo derecho del portero, batió las redes y con ello las ilusiones de una escuadra alemana que no se rindió nunca.

El próximo 29 de mayo se disputará en suelo azerbaiyano, en el estadio olímpico de Bakú, la final entre el Chelsea y el Arsenal.

Dato: Con estos resultados, son 4 los equipos ingleses que disputarán las finales de los torneos europeos más importantes (UCL: Liverpool-Tottenham/ UEL: Chelsea-Arsenal).