La jefa ejecutiva del Comité olímpico estadounidense, Sarah Hirshland, admitió que los atletas han sufrido una “significativa” alteración en la clasificación para Tokio y advirtió de que probablemente seguirá siendo así

Los responsables del Comité Olímpico estadounidense dijeron este viernes que se necesita más tiempo para determinar el futuro de los Juegos de Tokio-2020, en un momento donde crecen las voces que piden su aplazamiento por el impacto de la pandemia de COVID-19.

En una conferencia telefónica con periodistas, la presidenta del Comité Olímpico y Paralímpico de Estados Unidos, Susanne Lyons, afirmó que no existe la necesidad de que el COI (Comité Olímpico Internacional) tome una decisión inmediata sobre Tokio.

“Coincidiríamos con el COI en decir que necesitamos más asesoramiento e información de expertos de la que tenemos hoy para tomar una decisión”, dijo Lyons. “Y no tenemos que tomar una decisión. Nuestras competencias no son la próxima semana, ni dentro de dos semanas. Son dentro de cuatro meses”.

“Muchas cosas pueden cambiar en ese tiempo (…) Así que le estamos dando al COI la oportunidad de reunir esa información y asesoramiento de expertos”, zanjó.

El presidente del COI, Thomas Bach, dijo el jueves a The New York Times que cualquier decisión de posponer los Juegos sería prematura en este momento pero admitió que están valorando “diferentes escenarios”.