“Estados Unidos se enamoró del béisbol de los Nats”, dijo Trump a una multitud de jugadores y fanáticos de los Nacionales vestidos de rojo que se reunieron bajo un cielo soleado en la Esplanada Sur de la Casa Blanca.

El Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, recibió este lunes en la Casa Blanca, a los campeones de la Serie Mundial de béisbol, los Nacionales de Washington.

El Presidente aplaudió la primera victoria de los Nacionales en la Serie Mundial, calificándola de “remontada histórica” y prediciendo que será el primero de muchos triunfos.

El equipo ha estado en una gira de celebración por la capital de la nación. La visita se produce solo 48 horas después de que desfilara por la Avenida de la Constitución, en el centro de la ciudad.

El relevista Sean Doolittle, quien junto con su esposa ha trabajado con refugiados sirios y veteranos militares y apoya los derechos de los homosexuales, no asistió al evento.

También entre los que no asistieron estuvieron el candidato al MVP de la Liga Nacional, el de origen mexicano Anthony Rendon, así como Michael Taylor, Joe Ross, los dominicanos Víctor Robles y Wander Suero, y el mexicano Javy Guerra.

Con información de AFP