Busca seguir sumando triunfos en su corta carrera para poder establecerse como uno de los mejores de Venezuela

Jefferson Ortiz es un joven karateca de 19 años de edad, recientemente obtuvo la medalla dorada en la Copa Internacional Simón Bolívar en la modalidad de kata, categoría juvenil y medalla de plata en la categoría adulto.

Sus inicios en el karate se dieron al conocer a un taxista amigo de su madre, el cual con la cara desfigurada le comentó que de no ser por esta arte marcial, hoy en día no estaría con vida.

Por esta razón, Jefferson comienza en los tatamis, por defensa personal y no por deporte, aunque posteriormente la historia cambiaría.

Este 2019 obtuvo medalla dorada en el Campeonato Nacional Juvenil, y plata en el adulto. En el Centroamericano se colgó la medalla de bronce y espera conseguir la cima del podio en el próximo Panamericano Juvenil.

El karate como estilo de vida

A medida que iba pasando el tiempo, Ortiz se paseaba por otros deportes como el fútbol, taekwondo, entre otros, pero fue con el karate con el que se sintió identificado, debido a que sus valores, y disciplina no las encontraba en otro lado, solamente en el tatami.

“Constancia, disciplina, perseverancia, respeto, y amistad. El karate te deja amigos, así sean competidores de la misma categoría, es un estilo de vida que me ha hecho crecer no solo como deportista sino también como persona”, destacó.

La nobleza y la bondad para realizar cualquier acción sin esperar nada a cambio, son las buenas enseñanzas que este deporte le ha dejado, aplicar esas herramientas a diario es la manera perfecta de describir al karate como estilo de vida.

Apoyo incondicional

En cuanto al apoyo de su madre, Jefferson Ortiz describe el mismo como algo incondicional: “Ella me ha apoyado desde mis inicios, viajando a todas las competencias, ella siempre ha estado allí conmigo”.

La presencia de su madre en cada competencia le genera a este joven atleta, una seguridad indescriptible, cuando eleva su rostro y observa a su madre dentro del público, su concentración se multiplica y los resultados le vienen de manera automática.

Por más resultados

En cuanto a sus últimos resultados, Ortiz afirma que en la categoría juvenil de la Copa Internacional Simón Bolívar se sintió afianzado, ya que son varios torneos demostrando su superioridad.

En la categoría adulta en cambio, sintió que “compitió con el corazón” ya que venía saliendo de una gripe lo cual le hizo complicada su participación. Sin embargo, no se amilanó y obtuvo la medalla de plata.

Influencia de Antonio Díaz

Actualmente entrena con el sensei y legendario exponente del karate, Antonio Díaz, al cual siempre observaba como un ídolo y actualmente vive su trabajo junto a él como “un sueño hecho realidad”. “El transmite solidaridad, bondad, y valores. Mi sensei es la persona más humilde que he conocido”, afirmó.

Recuerda con mucho cariño, una entrevista que observó en un programa llamado Karate para Todos, y en la que Antonio Díaz narra su historia para llegar a ser campeón del mundo.

Finalmente, Ortiz hizo una invitación a todos los futuros practicantes del karate a que sigan luchando por sus sueños, ya que a su juicio todo lo que se desea con el poder de la mente puede ser alcanzado.