Hasta ahora no hay indicios de que esa enfermedad se transmita a otros animales o al ser humano

Decenas de perros en los alrededores de Oslo (Noruega) sufren una rara enfermedad, en algunos casos mortal. La causa aún se desconoce.

Las autoridades exhortaron a los propietarios de los animales a evitar entrar en contacto entre ellos. También los funcionarios sanitarios hicieron un llamado a pasear a los perros con una correa y a limitar el contacto entre ellos.

En las últimas semanas aproximadamente 200 perros presentaron síntomas de diarrea y vómito hemorrágico, así como debilidad, informó Asle Haukaas, del instituto veterinario noruego.

“Eso no quiere decir que todos sufran la misma enfermedad pues existen muchas que incluyen varios de esos síntomas”, detalló Haukaas.

Hasta ahora 25 perros murieron.  Las autopsias de 10 de ellos revelaron una grave infección intestinal. En cinco casos se comprobó la presencia de dos bacterias (Clostridium perfringens y Providencia alcalifaciens) en “cantidad anormalmente elevada”, explicó Haukaas.