Ausencia de anestesiólogos obliga a algunas embarazas a parir “en horario de oficina”


Por la ausencia de médicos especialistas, lamentablemente algunos hospitales públicos del país cuentan con servicio de anestesia solo de lunes a viernes y en horario de oficina, explicó Carmen Mujica, gineco obstetra y promotora del Parto Humanizado.

A propósito del ‘Día Internacional de la Obstetricia’ que se celebra este 31 de agosto, Contrapunto conversó con la galena quien explicó que la migración de especialistas (anestesiólogos, obstetras y pediatras, entre otros) es alarmante.

“Es un factor determinante y tiene un alto impacto en la atención que se imparte en los centros de salud público”, dijo.

Otro de los problemas debido a la crisis que atraviesa el país es la postergación -por razones económicas- de los chequeos de salud preventivos. Esto trae como consecuencia un incremento del riesgo de no diagnosticarse a tiempo patologías malignas. Puntualizó Mujica que, es el caso del cáncer de cuello uterino que sigue siendo la primera causa de muerte en este rubro de mujeres, por debajo de los 50 años de edad.

Aseguró que las docentes y otras empleadas públicas han dejado de asistir a los chequeos anuales, no solo por los costos de la consulta privada, sino por los altos precios de los exámenes exploratorios (mamografías, ecosonogramas, densitometrías oseas, etc). “El estado no cuenta con infraestructura para responder a las demandas de atención de esta población”, subrayó.

“Resulta doloroso, no solo para los pacientes, sino también para quienes seguimos y decidimos quedarnos poniendo nuestra vocación y compromiso, por encima de nuestra situación personal”, reflexionó.

Por otro lado, destacó que el embarazo adolescente sigue siendo un problema muy serio en el país, ya que no solamente se ha incrementado (3 de cada 10 gestantes tiene menos de 18 años y de estas 33% tienen menos de 16), sino además ha descendido la edad de procreación.

“Esto influye no solo en la deserción escolar, sino más grave aún en los riesgos de morbimortalidad maternofetal. Definitivamente debemos poner la lupa en ese problema social y disminuir esta deshonrosa estadística que lideramos en la región”, detalló.

Además de los altos costos de los métodos anticonceptivos y medicamentos recomendados en el embarazo, parto y postparto, también indicó que hay escasez. “La falta de antihipertensivos ha hecho que se incremente la morbimortalidad materna por preeclapmsia”, indicó.

Finalizó comentando que tras la formación académica gratuita que se imparte en nuestro país, los médicos y especialistas recién graduados deberían retribuir la inversion hecha por el Estado y trabajar en instituciones públicas durante un tiempo establecido antes de emigrar a otros países.