Desde hace 3 semanas, la aplicación de RCTV ya suma más de 250.000 descargas

Marcel Granier, presidente y gerente general de Empresas 1BC y presidente de Radio Caracas Televisión, ve con sorpresa la respuesta de los venezolanos a la aplicación que desde el pasado 5 de julio permite a la audiencia volver a disfrutar de los programas de RCTV en un dispositivo móvil inteligente o en un televisor.

“Confieso que me sorprende la magnitud de la reacción, del entusiasmo, del cariño. Si hubiese sabido la dimensión real de esto, seguro me hubiera preparado mucho mejor para hacer más ruido, establecer más vías de contacto con la audiencia, con los medios. Ha sido muy gratificante”, señaló.

Indicó que “me satisface mucho ver la reacción de la gente, que ha sido maravillosa. Habíamos percibido en plataformas como Instagram, Twitter o Youtube un interés en la programación de RCTV, pero pensamos que debíamos tener un contacto más directo con esos seguidores. Y esa es la idea fundamental de esta aplicación que permite a los usuarios escribirnos, hacernos sugerencias, críticas. La acogida ha sido muy buena, con mucho afecto y quería corresponder a ese sentimiento. Creo que se están cumpliendo los objetivos. Hay un deseo de tener más información, diversos puntos de vista, entretenimiento sano. La gente está buscando lo que le dábamos y perdió”.

Granier detalló que “siempre habrá un contenido gratuito, y en el caso de Venezuela, donde somos conscientes de la situación y las dificultades de la gente, eventualmente, si conseguimos financiamiento, me gustaría incorporar nueva programación, como el caso de la serie Almas en pena, que es del año pasado y la transmite Amazon Prime. Por contenido como ese estamos considerando cobrar. Pero no en Venezuela, que nos ha dado todo su afecto, apoyo y respaldo”.

Asimismo, destacó que “yo lo tengo claro: nosotros queremos regresar a la televisión abierta, como lo dice la sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos. El gobierno debe restituirnos derechos y los equipos que nos confiscaron”.

Explicó el empresario que “estamos muy disminuidos, los salarios que se pueden pagar son muy malos. Me da mucha pena. Yo espero volver a llenar ese edificio de talento, por eso no he querido alquilarlo. Estoy convencido de que así será. Desde allá trabajaba cuando iba a Caracas. Quiero, además, que regrese la Academia, ese centro de formación de actores que no pagaban absolutamente nada. Hay cosas de Hugo Chávez que no puedo perdonar”.

Respecto a los equipos confiscados, agregó que “son unos grandísimos irresponsables y lo digo como amenaza a los directores de Conatel desde 2007 hasta ahora. Los hago responsables administrativa y penalmente de todos nuestros equipos. Convirtieron las instalaciones en una ruina”.

Por otra parte, Granier señaló que el gobierno de Nicolás Maduro está débil porque no cumple con la gente. “El gobierno está expuesto a que ocurra una explosión social debido al descontento y la frustración de los venezolanos. Está débil porque es una coalición de maleantes, que a la vez es muy fuerte, en la que conviven narcotraficantes, militares, corruptos, cubanos, chinos e iraníes, donde ninguno se atreve a dar un paso drástico por temor a las represalias. Pero algún día se romperá esa unión. Está débil, pero es una dictadura muy fuerte, muy bien organizada, que tiene un control absoluto del hambre de los venezolanos”.

“Tengo a esta edad (79 años) dos grandes preocupaciones en mi vida: mi familia y el regreso de RCTV. Son mis preocupaciones fundamentales”, finalizó Granier.